Espejos

Decorar las paredes.

¿Si puedes crear una composición con cuadros, por qué no con espejos? Los hay que son verdaderas obras de arte. Además decorar una pared con el mismo elemento en varios tamaños y diseños es tendencia. Al planear una composición las combinaciones son infinitas: alineados por su parte superior, recogidos en un rectángulo… Para ayudarte cuelga con cinta adhesiva papeles que reproduzcan su forma.

Pequeños puntos de luz.

Los espejos, por pequeños que sean, crean puntos de luz allí donde estén. Acompáñalos de objetos de cristal o metal para acentuar este efecto y de velas si, además, quieres jugar con la textura de la luz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook
Twitter
Instagram